Actualmente se está viviendo una situación en la que, los modelos comerciales basados en productos se ven afectados por el modelo comercial basado en servicios. Se necesitan nuevas habilidades en un mundo de productos inteligentes, y el éxito de la innovación además depende de la eficacia del ecosistema abierto de una empresa.

Los fabricantes se encuentran ante una situación en la que deben de equilibrar dos vertientes, por un lado, el uso de productos digitales para que los productos heredados lleguen al mercado más rápido, por otro lado, la inversión en nuevos productos inteligentes para capitalizar la oportunidad de obtener ingresos de los servicios.

Las tecnologías digitales están remodelando el paisaje de fabricación, incluso cuando los fabricantes están lidiando con la forma de acelerar la comercialización y desarrollar nuevas capacidades para personalizar sus servicios. Constantemente las marcas se encuentran con nuevos desafíos en las áreas de innovación y desarrollo del producto. La innovación en los productos ha evolucionado de un circuito cerrado a un ecosistema abierto, que requiere que las empresas exploren formas de colaboración tanto interna como externa.

¿Por qué es importante la transformación en la innovación de los productos?

La mayoría de los fabricantes reconocen que mantener su negocio en alza, mientras encuentran nuevas fuentes de crecimiento es un desafío constante. Es complicado para las compañías mantener en equilibrio dos prioridades diferentes, como son: acelerar el tiempo de lanzamiento de los productos heredados e invertir en productos inteligentes y conectados.

En la mayoría de los sectores, las organizaciones todavía necesitarán hacer malabares con ambas prioridades. A pesar de las iniciativas para hacer su abanico de productos conectados más amplio, sus productos tradicionales siguen siendo la principal fuente de ingresos. Sin embargo, la oportunidad de crear nuevas fuentes valiosas para los dispositivos conectados hace que el cambio a un modelo centrado en el servicio sea un imperativo.

Es importante que las organizaciones se enfoquen en dos áreas:

  • Reiniciar los enfoques de innovación de productos y desarrollo reconociendo que, los enfoques heredados no aseguran el uso digital a lo largo del ciclo de vida.
  • Desarrollar las capacidades necesarias para aprovechar beneficios dados por los servicios ofertados (servitización), teniendo en cuenta que, los ecosistemas abiertos y extendidos son cruciales para proporcionar nuevos productos de valor agregado y servicios de extremo a extremo. Y que los datos de los clientes ayudarán a impulsar la innovación, los nuevos productos y desarrollar servicios novedosos.
Reinicio necesario

Los procesos de ingeniería actuales no son compatibles para el intercambio de datos. La falta de integración entre sistemas heredados restringe la extracción efectiva de datos destinados al desarrollo y mejora del producto. Seis de cada diez organizaciones no pueden sincronizar diferentes actividades al principio de la etapa de diseño y desarrollo, y al mismo número de organizaciones también les resulta difícil crear, acceder y reutilizar información sobre cómo un producto fue diseñado, fabricado y reparado.

Servitización

Según una investigación llevada a cabo por Capgemini, los fabricantes esperan que cerca del 50% de sus productos sean productos inteligentes y conectados para 2020. Esto representaría un aumento dramático, ya que, en 2014, esa cifra fue solo del 15%.

Los productos inteligentes y conectados ofrecen una gran oportunidad para las compañías. Cerca de uno de cada cinco fabricantes planea aprovechar esta oportunidad, un 18% planean abandonar los productos y pasar a un modelo de negocio basado en servicios, Alrededor de la mitad (54%) planea continuar vendiendo productos y servicios adicionales. Antoine Destribats, VP de Operaciones Industriales en Schneider Electric dice que:

“Queremos aportar valor al mercado al cambiar nuestro modelo de negocio, dirigiéndolo hacia el servicio basado y conectado a la nube. Es una forma clave de diferenciar nuestro valor en el mercado de los reproductores de hardware puro “


Según apuntan las investigaciones de la Escuela de Negocios de Aston, la servitización presenta un potencial de crecimiento anual medio de las empresas servitizadas de entre el 5 y el 10% en España.
Para que el modelo de servicios funcione, los fabricantes necesitan replantear fundamentalmente cómo se diseñan y desarrollan los productos, controlando dos áreas que serán clave:

  • En primer lugar, a medida que los productos cambian para ser impulsados por un software, los fabricantes deben adaptarse a las demandas de los ciclos de actualización.
  • En segundo lugar, los fabricantes deben capitalizar los datos generados por productos conectados si quieren vender servicios. Sin embargo, los enfoques convencionales para la agregación de datos, así como para compartirlos y analizarlos, son inadecuados para extraer el valor total de datos. Por ejemplo, en una configuración de fabricación típica, la responsabilidad de almacenar y analizar datos generalmente recae en funciones individuales, con muy pocos datos compartidos entre diferentes departamentos.

¿Cómo se están transformando?

Pocas organizaciones se encuentran en una etapa avanzada cuando se trata de la innovación. La mayoría están en una etapa temprana, solo el 21% se caracterizan por estar en una etapa avanzada.


Sin importar el punto en el que se encuentre cada organización en su camino hacia la transformación y la innovación, todos muestran un progreso desigual en abordar dos prioridades: usar herramientas o metodologías digitales para acelerar y asegurar el desarrollo de productos heredados y la construcción de servicios críticos y producto-servicio.

Herramientas digitales y metodologías

El uso de plataformas PLM (gestión del ciclo de vida del producto) y tecnologías, como los gemelos digitales, la realidad aumentada, y realidad virtual, pueden hacer que el desarrollo del producto sea un proceso más eficiente y rentable.

Alrededor del 50% de los fabricantes a nivel global, tiene como objetivo gastar más de 100 millones euros en plataformas PLM y soluciones digitales, mientras que la proporción del presupuesto de TI destinado a mantener los sistemas heredados ha disminuido significativamente (del 76% en 2014 al 55% en 2017).

Cuando se echa un vistazo más de cerca al uso de diferentes tecnologías digitales, se puede apreciar que este entusiasmo por lo digital no se traduce en un progreso real. Por ejemplo, muy pocos fabricantes están utilizando todas las características de una plataforma PLM, solo el 16% tiene implementada completamente la opción de los gemelos digitales, un 45% solo tiene iniciada una fase piloto.

Por otro lado, los fabricantes también carecen de la capacidad de utilizar tecnologías con inteligencia artificial (IA), para el desarrollo y evaluación de productos. Por ejemplo, solo alrededor de dos de cada cinco fabricantes utiliza esta tecnología para analizar la comunicación del cliente en las redes sociales y centros de contacto. Esto sugiere que muchos fabricantes están perdiendo la oportunidad de utilizar tecnologías de IA para hacer especificaciones de diseño y para la innovación de sus productos.

Construcción de servicios

A medida que se adopta el modelo de negocio basado en servicios, los fabricantes plantean ecosistemas laborales en los que trabajar “codo con codo” con los socios, incluidas las empresas de nueva creación.
La mayoría de las organizaciones (54%) instituyeron programas para fomentar la colaboración con nuevas empresas, terceros y proveedores. Sin embargo, menos de un tercio ha utilizado este tipo de programa para co-desarrollar productos.

A pesar de la poca acogida que están teniendo estos nuevos modelos de trabajo, es importante para las compañías, que inviertan en ellos, ya que los llevará a poder impulsar tanto nuevas inversiones en nuevos servicios, como a encontrar las soluciones para mejorar los productos heredados.

Además, es interesante que las compañías planteen una nueva cultura de innovación, donde es más fácil que los pensamientos y la experimentación florezcan. Al adoptar una estrategia de innovación abierta, las organizaciones son capaces de asegurar el soporte de su comunidad de proveedores, académicos, o incluso sus clientes para resolver problemas clave.

Un ejemplo de ello es “IAM 3D Hub o el International Advanced Manufacturing 3D”, alojado en Barcelona, que está diseñado y construido para ser una ventanilla única para la industria, donde encontrar respuesta a las necesidades que puedan surgir en el camino de adopción de la fabricación aditiva.